sábado, 10 de mayo de 2014

El viento que pasa y acaricia (Elvira Daudet con su "Cuaderno del delirio" en Libertad 8)


Cuaderno del delirio, de Elvira Daudet, es uno de los libros de poesía que me han dejado una huella más profunda. Lo releo con frecuencia, y nunca dejo pasar la oportunidad de escuchar sus poemas recitados por la propia Elvira. En Elvira vida y poesía son las dos caras de una moneda que nos deja estremecidos, sin aliento. El próximo miércoles, en el café Libertad 8, tenemos la oportunidad de encontrarnos con Elvira, una mujer que nos dice de sí misma:

Soy el viento que pasa y acaricia,
detenerme y morir sería lo mismo.

La presentará Carmina Casala, otra poeta superlativa. Si estáis en Madrid, no dejéis de ir.

El libro termina diciendo:

¿Qué esperanza esconde como un paño la muerte
que aguarda en un cajón de la mesilla?
¿Acaso es la sonrisa última de la vida
o el mandato supremo, irrevocable,
transmitido por los supervivientes
que habitan en mi sangre desde siglos?,
es difícil interpretar los signos.
Al borde del abismo avanzo a ciegas,
sin comprender quién soy ni lo que espero.

¿Qué se puede añadir?

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada